¿Cómo utilizar la motivación y el liderazgo para gestionar y atraer talento?

 

 



Una desaceleración económica prolongada, cierta inestabilidad política y alrededor de las divisas, nuevas tecnologías, y la irrupción en el mercado laboral de nuevas generaciones (no solo, pero también, los millennials) están modificando algunos de los pensamientos empresariales más tradicionales. Cuando nuestro día a día nos enfrenta a este escenario, que cambia tanto y a tanta velocidad, es importante tener muy presente lo que realmente impulsa el éxito de nuestras organizaciones: las personas.

Somos las personas las que daremos sentido y aprovecharemos las nuevas oportunidades que se presentan, las que crearemos, modificaremos, mejoraremos y nos adaptaremos a estos entornos. Y todo esto lo llevarán a cabo principalmente las personas que trabajen en organizaciones capaces de estimular su talento. Empresas que desde hoy, prácticamente desde ayer, estén prestando atención al desarrollo, retención y captación de talento. Asegurarnos de estar trabajando correctamente en este apartado es lo que sitúa a nuestra compañía en una posición óptima para ser competitivos.

Este razonamiento es lo que impulsó a EF a llevar a cabo el informe de investigación que recientemente ha sido publicado bajo el título “La Crisis de Talento”, elaborado después de entrevistar a más de 600 ejecutivos senior, de empresas de diversos sectores, ubicadas en 15 países. El fin era encontrar tendencias, buenas prácticas y obtener conclusiones que puedan resultar de utilidad, quizá de guion, en aquellas organizaciones que apuestan verdaderamente por impulsar y cuidar el talento de las personas.

Una conclusión que obtenemos de esta investigación es el hecho de que la actual situación económica podría volverse crónica o perdurar al menos los próximos 5 o 10 años. Esto significa que en el actual entorno global, competitivo y algo incierto, muchas empresas están tratando de hacer más con menos recursos y que el estrés y la fatiga de los trabajadores va en aumento. Aquí es donde se ven afectados principalmente los Departamentos de Recursos Humanos, principales impulsores de iniciativas que ayudan a cuidar el talento de las organizaciones.

Afortunadamente no todo son noticias negativas y el informe también nos ayuda indicando claras tendencias en determinados enfoques, que pueden ayudar a realizar esfuerzos en áreas clave como son el compromiso y la motivación, también fomentar el liderazgo, impulsar la creatividad y los procesos de innovación, y por último tener muy presente que la flexibilidad puede ser una herramienta útil que ayude a mantener el talento más comprometido y teniendo mayor impacto en el negocio.

No todas las áreas mencionadas anteriormente pueden ser impulsadas por igual, cada una de ellas necesita de diferentes esfuerzos, inversiones y capacidades. Esto, siendo complejo, puede ser solucionado en gran parte a través de planes de formación que apunten en la dirección correcta. Sin embargo, en la actualidad observamos que las tendencias que mencionaba anteriormente como claves para cuidar, mimar e impulsar talento, no siempre coinciden con las prioridades que encontramos en los planes de formación y desarrollo.

Sirva como ejemplo de lo anterior el hecho de que áreas clave como son fomentar el compromiso y la motivación no se encuentran entre las prioridades de formación de las organizaciones. Y esto es un indicador de que los negocios deben reajustar sus prioridades de inversión en Recursos Humanos, el diseño de planes de formación, enfocándose en aquellos puntos que mencionaba (compromiso, liderazgo, creatividad, flexibilidad). Esta es la vía para superar la actual crisis de talento.

Solo entonces nuestras organizaciones podrán esperar atraer y desarrollar el conjunto de habilidades de talento global necesarias para ser competitivas en el futuro. En esta línea también cabe destacar que la gran mayoría de los encuestados (más del 80%) reconoce que hoy en día hay que buscar el talento global, a nivel internacional. Por tanto, hablar varios idiomas y fundamentalmente inglés, marca el éxito de este tipo de estrategias. Sin embargo, de nuevo observamos una importante discordancia cuando prácticamente la mitad de los encuestados reconoce que deben mejorar sus programas de formación en idiomas.

Así pues, la comunicación aparece como la gran protagonista en la mejora de los procesos de gestión del talento internacional. Será clave cuando integremos personas en nuestros equipos, cuando queramos fomentar la flexibilidad y la movilidad en nuestras empresas. Cuando deseemos mejorar nuestra reputación como empleadores en diversos mercados, cuando debamos participar en proyectos multinacionales, cuando queramos promocionar a personas con talento, excelentes técnicamente, pero deben ser capaces de comunicarse para mostrar de veras su talento.

En EF estamos preparados y sobre todo, concienciados, de la importancia que tiene cuidar el desarrollo y atracción de talento que permita construir una mejor base para un negocio preparado para el futuro, la innovación y el crecimiento económico.

 

Descargue el informe completo EF sobre "La Crisis del Talento" aquí.

Asiste al debate: “Gestión de talento interno: fidelizar a los profesionales con proyectos innovadores y atractivos”, moderado por Julián Baños, director general de EF Corporate.

Factor Humano 2017 – Madrid, 6 de junio a las 17:30 (Sala ManpowerGroup)

Patrocinadores PREMIUM:
GOODHABITZ Netex Learning
Partner académico:
IESE
Patrocinadores:
ADP AON Berlitz Catenon Cigna Delikia Exact Meta4 Sodexo Sterling Stimulus IThink Wolters Kluwer
Participantes:
Bizneo CHOOSE MY COMPANY Grupo SPEC Iformalia MHP - Laycos Zucchetti
Media Partner oficial:
ORH
Periódico digital oficial:
RRHH Digital
Organizado por:
IFAES
Síguenos en:
Otros eventos del Grupo